Ir al contenido principal

Mickael Barzalona, premio a la constancia


El ganador de la Cravache d’Or 2021 ya tiene el nombre definido y es el de Mickael Barzalona. Seguramente, un éxito que en muchos momentos del año el jinete de Avignon no imaginaría. Por un lado, a primeros de años Pierre-Charles Boudot iba disparado en la estadística sentenciándolo casi desde el inicio, luego en cambio los temas extradeportivos le dejaron fuera de juego. Por otro lado, Maxime Guyon parecía ser el vencedor manteniendo una ventaja holgada durante mucho tiempo. Sin embargo, Guyon decidió tomarse unas vacaciones en diciembre, cuando justo Barzalona acechaba en la estadística. Ahora, con Guyon ya de vacaciones y Barzalona ya primero en la clasificación será el nuevo campeón.

Cabe recordar que Barzalona todavía tiene 30 años y que comenzó a explotar en el mundo del turf desde muy joven. Para empezar ganó el Derby de Epsom con POUR MOI con tan solo 19 años, a pocos meses de cumplir los 20. Un hito que hizo que Godolphin se fijase en él y le contrató como jockey para montar en el Reino Unido durante el año 2012. Una relación con la chaquetilla azul que se mantiene desde hace nueve años, antes en el Reino Unido y en Francia después, como en la actualidad.

Es el año 2015 cuando consiguió tener una mayor regularidad y constancia en el turf francés con un sexto puesto y más tarde, desde el 2017 no abandona los primeros cuatro escalones. Estar a la estela de Guyon, Boudot, Soumillon o Demuro es complicado, pero a pesar de todo este 2021 ha dado un golpe en la mesa. Tras ser cuarto los años 2017, 2018 y 2020, y tercero en el 2019 ha logrado asomarse en el 2021 a la gloria.

Este año destacan sus dos triunfos con MARIANAFOOT en el Prix Maurice de Gheest (Grupo I) y SEALIWAY en el Champion Stakes (Grupo I). Hasta la fecha este año ha logrado 185 victorias en Francia y presumiblemente finalizará el 2021 con alrededor de 200 éxitos franceses, alternándolo ahora con el comienzo de las carreras en los países del Golfo Pérsico y algún evento internacional más. Una alternancia que podrá hacer con su primera Cravache d’Or garantizada.

Si todo sigue igual, no es de descartar que este no sea el último antorchado francés para Barzalona, teniendo en cuenta además la novedad de que la próxima estadística francesa se computará únicamente con las carreras disputadas entre el 1 de marzo y 30 de octubre. Unas fechas que por la actividad de Barzalona por Dubai hasta finales del invierno le puede beneficiar.


Foto portada: SEALIWAY con Barzalona | Foto: Getty Images

Comentarios

Entradas Populares

Yeguada Militar, historia de nuestro turf

  Cuadras míticas en nuestras pistas hay muchas y ha habido muchas. Pero a todo aficionado de nuestras pistas si le hablan de una chaquetilla roja con cruz de San Andrés verde y gorra verde le viene a la cabeza la Yeguada Militar. Colores que han tenido tiempos de gloria y tiempos de más penurias, pero siempre en nuestras pistas. Ha habido grandes colores que hemos mencionado en otros posts, otros en cambio, han pasado a la historia como es el caso de Rosales, Mendoza, Conde de Villapadierna, Ramón Beamonte, Alborada, Madrileña… De estos colores y de estas épocas poco siguen en pie solo cuadras como la Yeguada Urdiñ-Oriya, el Duque de Alburquerque y la mencionada Yeguada Militar. De este último precisamente hablaremos en estas líneas, pese a que sea difícil reunir todo en un artículo. Según datos obtenidos a partir del año 1941 y hasta hoy la Yeguada Militar ha conseguido ganar en 8 ocasiones la estadística de propietarios (1941 a 1943 y 1945 a 1949) y en 37 ocasiones la estadística

Lore-Toki, la cuna de las yeguadas en España

  A raíz del artículo publicado sobre la historia de la Yeguada Militar el jefe de la yeguada, Antonio Suñén se puso en contacto con un servidor para realizar una visita a la instalaciones situadas entre Hernani y Donosti. Mañana soleada, perfecta para la visita. Me acompaña en esta aventura mi padre, otro gran fan de los colores rojiverdes. Reconozco nunca haber asistido a una yeguada de PSI, por lo que me presento virgen a las puertas del recinto, que está formado por una valla de color rojo y verde con los iniciales de la yeguada (YM). Nada más entrar padre e hijo nos fijamos en dos yeguas madres con dos productos recién nacidos en un prado donde solo están ellas. Tras las presentaciones con Antonio volvemos cuesta abajo a ese prado que nos fijamos nada más entrar. Las yeguas resultan ser Jutlandia (Dyhim Diamond y Molinera) e Itaqui (Dyhim Diamond y Ragamuffin Mandy), junto a ellas están dos hembras que no se separaban de sus madres. Se me acerca con curiosidad Jutlandia junto a

Alejandro Gutiérrez Val, de Ashdeuzo a El Caney

El 24 de junio se produjo la confirmación de Alejandro Gutiérrez Val como jockey en España al ganar con El Caney el Gran Premio de Madrid. Hasta hace poco su trayectoria profesional ha sido desconocida por muchos. En cambio, la historia de este jockey nacido en la localidad cántabra de Requejo comenzó a escribirse varios años antes. Sus primeros pasos en el mundo del turf los dio, como otros tantos jóvenes cántabros, de la mano de Enrique Puente en la playa de Laredo. Sin embargo, algo que comenzó como un pasatiempo en vacaciones pasó a convertirse en su futuro oficio. Su buen hacer hizo que debutase en Laredo el año 2014 con Ashdeuzo siendo sexto a unas semanas de cumplir los 16 años. Mientras que su debut en San Sebastián fue semanas después con Banbu en el Memorial Emilio Castiñeyra. En su segunda actuación fue quinto ante el asombro de muchos aficionados que veían a un chaval que tenía cara de niño y un cuerpo todavía sin desarrollar. Tras el verano, dio el gran paso de irse a